Wednesday, February 07, 2007

Entre las piedras

En Lima visité el cerro a donde iba de chica acompañando a los hombres de la familia a pescar, ese lugar me trae muchos recuerdos, los que iban de pesca eran mi papá, tío, hermano y primo, todos adultos y yo la chibola huele guiso, les tenía que rogar para que me lleven, ellos se miraban entre ellos y ya de pena tenían que cargar con el bulto. Caminábamos todos hasta el cerro que había que trepar, uno por uno subía por el angosto camino, yo de la mano de mi papá siempre, una vez en las peñas me quedaba embrujada con la vista hacia el infinito, los olores a veces a pescado otras a mar, otras a podrido, en fin. Yo solo observaba mientras cada uno se posicionaba en su peña y comenzaba a pescar, como yo no pescaba me ponía a caminar como un cangrejo por todos lados, era todo una aventura y me conocía todos los huecos y caminos, uno de esos días recuerdo que mientras exploraba entre las peñas vi una rata muerta, mi mente curiosa no pudo más y comencé a buscar un palo mas o menos largo, mi meta era hincarla para ver que pasaba, fue así que encontré un palo como de cincuenta centímetros y me dirijí hacia la rata a cumplir con la misión y la hinqué sin asco, lo que pasó después fue asqueroso del hueco que le hice con el palo empezó a salir una masa densa igualita a un puré de papas amarillas y con el puré salía una pestilencia insoportable, mi papá al sentir el olor se acercó y se dio cuenta de mi acto, pucha los ojos se le desorbitaron de cólera a mi viejo, me quizo ahorcar pero se contuvo, me carajeo y yo salí chutando, ahora me da risa, caray que jodidos somos los niños a veces.

14 Comments:

Blogger Acitsonga said...

El inicio de tu relato promete una nostálgica anécdota familiar y mira en lo que termina... Muy divertido y asqueroso.

11:29 PM

 
Blogger enakam said...

La curiosidad es un don, de las experiencia se aprende. De grandes todo nos da miedo, vergüenza, etc. ¿Qué niño no hace este tipo de hazañas?

5:33 AM

 
Blogger Ursula said...

Ja ja!! sólo un niño podría hacer ese tipo de cosas, puaaaaaaajjjjjjj!! Ahora de adulta ni se te ocurriría hacerla no?? Yo siempre les he tenido miedo a las ratas, vivas o muertas...
Saludos!

5:53 AM

 
Anonymous alfredo said...

siempre somos jodidos!

8:48 AM

 
Blogger Gigi said...

jajajaja, mis cachorras también son iguales, aunque aún no han pasado la fase ... de hincar animales muertos.... por ahora solo hacen granjas de chanchitos (esos insectos gorditos)jejeje

9:01 AM

 
Blogger habladorasinpalabras said...

jaaaa!! k asco!!! tu relato me hace comprender un post k lei hace un par de dias sobre los "adorables" niños xD
Felicitaciones x el blog! :)

10:23 AM

 
Blogger Marea said...

Dieta,...la historia de mi vida, pero yo nunca he sido flaca ni lo seré, por suerte me gusta el deporte, haz algo de ejercicio eso te ayudará.

11:03 AM

 
Blogger Marea said...

Error, por andar dejando mensajes en la chamba.

11:04 AM

 
Blogger Dragón del 96 said...

Jajaja, pegandole a la rata. Me dio curiosidad, vere si encuentro una muerta y hago lo mismo.

Jajaja.

Slaudos.

1:09 PM

 
Blogger Fashionista said...

como amo a mi pais! besotes marea!

5:02 PM

 
Blogger TRuLy said...

Peru es lo maximo!!!!!!!
yo adoro a mi pais!!

Un besito con apapacho...

Cuidate ;)

5:14 PM

 
Blogger hentzau said...

Jajaja, qué nostalgia.

9:11 AM

 
Blogger jclicious said...

ayyy marea, guacalaaaaa
ya me hiciste asquearme del pure de papas....!!!

1:20 PM

 
Blogger Monarcaxx said...

jajaja si siempre la curiosidad y por no acercarce más por el "quien sabe" siempre un palito cerca para la investigación! me gusta también subir los cerros! de vez en cuando lo hago hasta ahora!

7:34 PM

 

Post a Comment

<< Home

 
Bookmark and Share